Existen tantos modelos de cochecito de bebé, que elegir uno puede convertirse en una auténtica locura. El carrito de tu bebé es uno de los objetos que más vas a utilizar durante los 3 primeros años de tu peque (o incluso un poco más)

¿Existe el carrito perfecto? No lo sabemos, pero sí existe el más adecuado a tus necesidades y te vamos a dar las claves para encontrarlo

Antes de elegir, conviene responderse estas preguntas:
¿Entra en el ascensor de mi casa?
¿Entra en el maletero del coche?
¿Cómo son las calles del barrio? ¿Hay espacio para circular cómodamente?
¿Cuál es el transporte que más utilizaré para moverme con mi bebé?
¿Cuánto y cómo utilizaré el cochecito? ¿Para caminar mucho o para distancias cortas?

Porque no es lo mismo un cochecito de bebé “todo terreno” que uno ligero y tampoco es lo mismo moverse por un pueblo que adaptarse al ritmo de la ciudad

Si piensas moverte con tu bebé en transporte público lo mejor es pensar en una opción resistente, ligera, que no sea muy grande y que pase por las puertas. Que pueda plegarse fácilmente y sea fácil de abrir y cerrar, pensando en que tendremos una mano ocupada alzando al bebé.
Si tu idea es utilizarlo para distancias cortas, podemos elegir una opción más básica y económica que nos saque del apuro.
Y, si eres de l@s que van a todas partes en coche, lo suyo es elegir una opción con huevito incluido.

Lo importante es poder elegir un cochecito de bebé que se adapte a nuestro estilo de vida, que cumpla con todas las condiciones de seguridad y confort para nuestro peque y que sea apto para la edad del bebé.

A grandes rasgos estos son los principales tipos de cochecito de bebé:

 

Cochecito de bebé plegable

 

Perfectos para viajeros. Cada compañía aérea cuenta con sus propias restricciones, medidas, franquicia de equipaje de bebé permitidas… Pero lo que siempre te van a pedir cuando necesites llevar un carrito de bebé como equipaje es que este sea plegable para que se pueda ubicar correctamente.

Uno de los modelos con más éxito entre las sillitas  plegables es el Yoyo de la marca Babyzen. Es posiblemente una de las pocas sillas de paseo de gama alta que cumple los estándares que marca la IATA en cuanto a tamaño para poder llevar equipaje en la cabina de los aviones y su sistema de plegado es espectacular

 

Yoyo-Babyzen-pushchair-i3443

silla-de-paseo-babyzen-yoyo-azul

 

Cochecito de bebé evolutivo: Tiene un asiento abatible y puede ser para niños desde seis meses a cuatro años.

 

Son la mejor opción si lo que buscas es un cochecito de bebé que evolucione a medida que crece tu hijo. Son cómodos y confortables desde los primeros días hasta sus primeros años de vida. Normalmente un cochecito evolutivo tiene siempre capazo y silla y, en ocasiones, grupo 0.  Dependiendo de la marca, se compra todo junto de forma obligada o podemos comprar las piezas por separado y elegir cuales queremos y cuales no.

Jané Ryder y  Concord trío Neo  son dos de los modelos más solicitados.

 

 

Trio Concord Neo Scout

 

jane-rider-carrito-1200x500_c (1)

 

 

Cochecito de bebé todo terreno: Con ruedas gruesas y neumáticos resistentes.

 

Si los papás viven en un entorno rural, y la mayoría de los paseos los van a realizar por caminos de tierracon baches, ésta es su opción. En principio  son de mayor tamaño que los cochecitos normales. Sin embargo son  una muy buena opción si nos gusta hacer salidas por el campo o la playa, cada uno debe valorar sus necesidades.

 

 

 

Cochecito de bebé gemelar: Dos carritos en uno.

 

La elección del cochecito gemelar es una de las decisiones que parecen más complicadas para las numerosas familias que esperan gemelos.

Uno de los favoritos de nuestros cliente es el Mountain Buggy Duet. El  cochecito gemelar en paralelo todoterreno más compacto y completo del mercado. Duet ofrece lo último en paseo ya sea para un niño o para dos, con una innovación y maniobrabilidad de las que ningún otro dispone. Comodidad que te llevará desde la montaña hasta las calles de la ciudad.

 

 

 

mountain-buggy-duet

 

 

 

Todos estos modelos y muchos más los puedes encontrar en La Casa del Peque. ¡Acércate a visitarnos!